Nueva organización surge con el objetivo de hacerse cargo de la administración del área, a la espera de que se cumpla el compromiso presidencial.

 

 

Fuente: Diario Austral

Pese a las restricciones que hoy se viven en la capital de Los Ríos, lo vecinos de Angachilla no querían esperar ni un día más. Realizaron todos los trámites de protocolos sanitarios y llegaron hasta la municipalidad de Valdivia para concretar un importante paso para conseguir la declaración del Santuario de la Naturaleza: la conformación de la Corporación Humedales de Angachilla, entidad que se hará cargo de la administración del área.

Si bien, tener determinada esta figura no es excluyente en el proceso de declaratoria, es clave para el futuro del área. Así lo explica el seremi del ramo, Daniel del Campo, quien señala que “uno de los grandes problemas que enfrentan las áreas protegidas en nuestro es la administración, la cual puede recaer en instituciones públicas o privadas, según la normativa vigente. No obstante, Angachilla ha destacado históricamente por el protagonismo de sus habitantes, a quienes sólo nos queda agradecer por su compromiso de proteger el humedal y dar sustentabilidad a la creación de santuario. El proceso participativo del cual se hicieron parte muchos vecinos, fue con altura de miras y con la convicción de llevarlo delante de manera transparente y urgente”.

Del Campo agregó que los pasos a seguir serán decisivos para la concreción del santuario: “Tenemos el compromiso de llevar la propuesta al Consejo de Ministros, financiar en un plazo de dos años el plan de manejo y los vecinos deben fortalecer lazos, prepararse para una buena administración y seguimiento del proceso e invitar a los demás actores a incorporarse”.

Organización

Dentro de la propuesta del Informe Técnico Justificatorio, documento que es presentado al Consejo de Ministros para la Sustentabilidad con el objeto de declarar el humedal como Santuario, se plantea como un objetivo importante incorporar al máximo de vecinos y actores territoriales, lo cual ha sido la impronta de este proceso de creación de un área protegida.

De esta forma se desarrolló una serie de reuniones y talleres, con la participación de más de 25 organizaciones sociales, de las cuales surgió la idea de crear una figura que administrara el futuro Santuario.

La nueva organización está liderada provisoriamente por la directiva que integran Jaime Rosales, presidente; Ana Villanueva, vicepresidenta; Francisco Jaime, secretario; Enrique Cruz, tesorero y Esteban Sánchez, director. Todos son representantes de organizaciones sociales o fundaciones.

La superficie que tendrá el Santuario Humedales de Angachilla es de 2.000 hectáreas aproximadamente, donde habitan 121 especies de fauna y 145 de flora, incluyendo 6 especies en peligro de extinción y 9 vulnerables, entre aves, mamíferos, anfibios y peces.

Ahora corresponde a la Subsecretaría del Medio Ambiente enviar los antecedentes al Consejo de Monumentos Nacionales y luego llevar la votación al Consejo de Ministros para la Sustentabilidad, instancia que finalmente dirimirá si Angachilla será el segundo Santuario de la Naturaleza de la región

  Cursos - Conferencias